Podría quedar libre mujer que le sacó los ojos a su hijo

LA CASA PARROQUIAL DE MONTE ESCOBEDO, RECIBE EN DONACION DOS CALENTADORES SOLARES PARA AGUA
enero 31, 2013
Hackean Twitter y roban información personal de 250 mil usuarios
febrero 2, 2013

María del Carmen Ríos García, la madre que le sacó los ojos a su pequeño hijo ya no muestra esa mirada sin arrepentimiento y retadora de aquel jueves 24 de mayo cuando fue detenida -junto con sus padres, dos hermanos y una prima- por atentar contra la vida del menor de sus hijos.


Aunque pareciera no entender el daño irreversible que le provocó al pequeño Fernandito; ocho meses después, demuestra tranquilidad detrás del cristal que le separa de la libertad en el juzgado donde se le procesa de homicidio calificado en grado de tentativa.


El lunes pasado, en la sala siete del juzgado de Control de Juicios Orales del distrito de Nezahualcóyotl se llevó a cabo la audiencia intermedia por el proceso número 389/2012; pero tras un receso, finalmente quedó suspendida debido a la inasistencia de los abogados defensores que participaban en el caso desde el principio.


De hecho, María del Carmen parecía hasta cierto punto irreconocible, al buscar la mirada penetrante y el cabello despeinado de aquel día del 2012, no se encontró. Pasaron varios minutos para reconocerla, estaba bien peinada, con la frente totalmente descubierta y con una mirada muy distinta a la del día del ataque.


La mañana de aquel 24 de mayo, María del Carmen con el apoyo de su hermana Ruth Lizbeth Ríos García le sacó los globos oculares al menor de edad; de acuerdo a las primeras indagatorias el niño fue atacado durante un rito religioso perpetrado en su domicilio de la colonia San Agustín Atlapulco.


En el acto religioso, también participaron los abuelos del menor Ciro Ríos Benítez y Martha García Vargas; los tíos del niño Ruth Lizbeth y Jesús Ríos García; así como la prima Yesenia Mayela Maciel Charles quienes, al igual que María del Carmen, mostraban tranquilidad.


Durante la audiencia, la juez de control María de Lourdes Camacho consideró injustificada la ausencia de los abogados de la defensa; pero dijo que en aras de garantizar el derecho de los procesados, otorgaba un plazo para que unos nuevos defensores que no estaban enterados del caso, conocieran el asunto.


María del Carmen podría quedar libre


En ocho meses, el juzgado de control, juicio oral y sentencias del distrito de Nezahualcóyotl no ha podido realizar una audiencia complementaria del proceso contra María del Carmen Ríos.


Especialistas en derecho penal advirtieron que el nuevo sistema acusatorio es rígido, y si el Ministerio Público no demuestra pericia esta mujer podría quedar en libertad, lo mismo que los cinco coacusados, detenidos en flagrancia el 24 de mayo de 2012 en la colonia San Agustín Altapulco.


Y es que la audiencia que iba a celebrarse en diciembre pasado se pospuso y este lunes pasado se repondría, pero también se suspendió porque los abogados de la defensa que participaron desde el inicio no se presentaron y en su lugar llegaron otros dos litigantes que desconocen el caso 389/2012.


La juez pidió a los acusados solicitar un abogado de oficio, pero éstos se negaron y ratificaron a su defensa ausente y a los nuevos.