FELICITACIÓN AL PROFE RAMÓN

RECORRE MAR INSTALACIONES DE LA EMPRESA MURAKAMI AL INICIO DE SUS OPERACIONES
abril 25, 2016
UN BIEN CON UN MAL SE PAGA
junio 14, 2016

alt

“Los ideales que iluminan mi camino y una y otra vez me han dado coraje para enfrentar la vida con alegría han sido: la amabilidad, la belleza y la verdad”.
– Albert Einstein
Este mundo no sería igual sin aquellas personas que hacen de él un mejor lugar, que se esfuerzan en trabajar para la gente, para su tierra. 60 años de vida que significan 60 años de lucha contra el viento, siempre con la frente en alto y siempre con una sonrisa en los labios.
Hablar sobre el “Profe Ramón” es fácil y difícil a la vez, pues todos a lo largo de la región y más allá de ella han conocido de mano propia el gusto de sus bromas y alegría, pero se complica siendo más cercanos pues seleccionar la correcta se vuelve una tarea imposible.
Desde su infancia se entregó de lleno a la tarea del campo y creció como muchos en estas tierras, entre vacas y caballos, poco a poco se fue volviendo un joven con hambre de saber y así regresa desde “el otro lado” a estudiar en Zacatecas. Así, poco a poco, el joven hijo de DON JUANITO se fue enamorando del saber y la docencia.
Por mas de 30 años consagró su vida a los jovénes, a edificar columnas de bien tanto en sus siempre queridos estudiantes, como en todas las escuelas donde trabajó. Un profesor dedicado y apasionado que a base de bromas y sabiduría fue capaz de transformar a esos chicos “problema” en hombres de bien y buenas costumbres.
30 años de carrera docente, donde cada mañana se levantaba antes del alba y regresaba ya puesto el sol, 30 años como profesor donde su indudable carisma y su profesionalismo le dieron un lugar en el corazón de las personas que tuvieron la dicha de conocerlo.
Desde jovén siempre quizo dar más de sí mismo y no sólo para él, sino para su amado terruño, fue así que con ideales, frescura y mucho trabajo se fue haciendo un lugar en la política. Solemos pedir un politico honesto y trabajardor, uno que logre un cambio, para los más pequeños deben saber que hace 23 años, justo cuando un servidor recibió la luz del mundo material, logró ser uno de los mejores Presidentes que mi tierra ha visto.
Obras, gestiones, creatividad y empatía lo caracterizarón, no hubo una persona necesitada a la cual no le negará su auxilio. Un estadista innato que sabía, y solía, quitarse hasta la camisa por aquellos que lo necesitarán. Un Presidente cuya más grande deseo fue demostrarle al mundo que para gobernar no se necesitaba robar.
El afamado “PROFE” que estando en el poder y fuera de él sigue entregando su vida a las personas, un fiero defensor de la fe entregando su serivicio al SEÑOR DE LA LUZ, ha sabido hacer de la fiesta del Salitrillo algo más que una fiesta, velando siempre por ese hermoso templo y aquel alabado santo patrono.
Amante de la vagancia y las letras, supo combinarlas en un esfuerzo que ya lleva mas de 15 años y en el cual pueden leer hoy este insuficiente homenaje a su vida y esfuerzo, TESTIMONIO 13, sin olvidar la afamada REVISTA TEPETONGO querida por todos y el primer trabajo que tuvo un servidor.
Y aún cuando este breve currículum vitae pueda sonar ejemplar, nos hace falta atender la más bella de sus vocaciones, ser un hombre de familia. Como hijo fue alguien dedicado, capaz de abandonar grandes oportunidades por el bienestar de sus padres, un hombre que tenía un sombrero charro con una cabecita blanca como su compañia mas apreciada.
Entregado a sus hermanos y parientes siempre les ha dado un brazo donde cobijarse, un hombro sobre el que llorar, un consejo que los acompañe y una contagiosa sonrisa que embriaga. Su casa siempre le ha abierto las puertas a la sangre que lo llama como a un soldado el bélico sonido de la diana.
Y es aquí donde todo tiende a complicarse, puesto que mientras más cerca de nuestro corazón nos encontramos, más difícil se vuelve escribir, donde el corazón debe ser mordido para que las lágrimas no entorpezcan la pluma de quien les habla.
Un padre ejemplar, un hombre que le ha dedicado cada logro a su esposa e hijos, un hombre cuyo motor de vida ha sido, es y será siempre la famlia BAÑUELOS ZÚÑIGA. Llegó  a este mundo a trabajar y luchar contra viento y marea por un ideal y ese ideal es su familia.
Ni todo el papel ni toda la tinta serían suficientes para siquiera arañar lo que significa ser su hijo, el orgullo que me otorga llevar su nombre y apellido, la felicidad que viene de una de sus tan habituales bromas, el saber y la elocuencia de cada una de sus charlas, catedrás y regaños e inclusive es justo de decir el peso de mantener su legado en pie.
Hace 40 años formó al lado del amor de su vida DOÑA IMELDA (Lela para los camaradas) un hogar. Esfuerzo y dedicación le costó conquistar a la mujer perfecta, con tan sólo decirles que le costó más de 6 meses tomarle la mano no se diga más sobre la paciencia y la constancia del afamado “PROFE”.
Una casa viejita y bella, en la calle Hidalgo lleva un 7 magico en sus muros. En el centro y la orilla de Tepetongo y justo bajo la cálida sombra del templo de SAN JUAN BAUTISTA fue donde todo comenzó. Un cuartito y su amor les bastó para convertir 4 paredes en un verdaderamente cálido hogar.
El 19 de Marzo de 1979 nacío, fruto de su amor el ojiverde, inteligente y chino (borregote) JUAN JOSÉ (tambien llamado “FO”) seguido de cerca por la güera y decidida ROCÍO (la maestra) y ya más alejado vendría el mas simpático de los 3, LUZ RAMÓN (algunos aún lo llaman el “AMIGO”).
Desde ese día del 79 el “PROFE” supo que su vida vendría a ser de ese bebé, y los que lo siguierán, su esfuerzo, su sudor y trabajo vendría por ellos y para ellos. Su mas grande ilusión fue que ellos caminarán con la frente en alto y con el orgullo de pertenecer a su sangre, y ¿Saben algo? Lo logró.
Lejos del padre convencional, transmitió a sus hijos el gusto por el saber, por los libros y por las personas. Su casa posee una biblioteca completa sólo para que sus niños no sufrieran las dificultades de acceder a ellos que él no tuvo. Los 3 recibieron de su sudor y lágrimas una carrera con la cual sostenerse y pelear.
No todos los héroes lleván capa, algunos lleván bigotes y sombrero, porque si les soy honesto su vida es tan heróica como una odísea griega, enfrentandose a cíclopes, molinos y gigantes. De jovén luchó por ser algo, de adulto porque sus alumnos lo fueran y ahora porque la tierra donde tiene sus raíces lo sea.
No puedo decirles muchas cosas que no sepán de él, quién no ha compartido una fiesta a su lado, o no ha compartido un plato, un aula o una página. Buen humor y cariño son su sello. El trabajo enaltece a los hombres y por 60 años el trabajo siempre lo acompaña, aún hoy retirado de las escuelas se sigue partiendo el lomo por los ideales en los que cree.
Amigos, hermanos, hijos y esposa se unen en esta oda a esa alma que por 60 años ha vagado a lo largo y ancho de los cañones. Un hombre para el que el martillo, la pala, el talache, el gis, la escuadra, el compás y la regla se inventarón, un hombre que supo obsequiar su corazón y saber a queridos y extraños, un hombre del pueblo, sencillo y humilde, un hombre, un padre, un profesor…EL PROFE RAMÓN.
Es por eso que el EQUIPO DE TESTIMONIO 13 y la FAMILIA BAÑUELOS ZÚÑIGA, tienen la dicha de felicitar al PROFESOR RAMÓN BAÑUELOS GRACIANO en su 60 honomástico, que el creador le otorgue vida y salud pues su obra está lejos de terminar.Y que a nosotros nos dé la fuerza para acompañarlo siempre.

ATTE.
LUZ RAMÓN BAÑUELOS ZÚÑIGA
Editor