Chocan maestros y granaderos en el DF; 15 policías heridos

Recogen firmas para pedir que revoquen el Nobel de la Paz a Obama y lo otorguen al Papa Francisco
septiembre 12, 2013
Soldados estadunidenses se suicidan… ¿por dinero?
septiembre 13, 2013

Una serie de enfrentamientos se registraron ayer cuando integrantes de la  Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación intentaron tomar el Periférico del Distrito Federal; la trifulca dejó al menos 15 policías heridos aunque se desconoce del número de maestros lesionados.

Pese a los disturbios, la CNTE acordó una reunión con funcionarios federales, entre ellos el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong.

Aún no se define si los maestros retirarán el plantón que mantienen en el Zócalo para permitir la celebración del Grito de Independencia.

El enfrentamiento se dio a cerca de las 3 de la tarde luego de que un primer diálogo de la CNTE en Los Pinos no prosperara como los docentes querían.

Al argumentar que no fueron atendidos por los funcionarios que exigían, Rubén Núñez, secretario de la Sección 22, llamó a los maestros a bloquear Periférico y Circuito Interior, a la altura de la Estela de Luz. “Vamos a bloquear la Ciudad de México”, advirtió el dirigente ante la ovación de los manifestantes.

“Responsabilizamos a la Presidencia de la República por los daños ocasionados a terceros y sobretodo hacemos el planteamiento de que no queremos ningún acto de represión en contra de este gran contingente movilizado”, dijo Juan José Ortega, secretario general de la Sección 18 de la coordinadora.

Así, los maestros de la CNTE se enfrentaron contra granaderos, que les impidieron el paso hacia Periférico, vialidad que amagaron con bloquear.

Los maestros dijeron que a como dé lugar pasarían sobre los granaderos que les impidieron el paso sobre Reforma, a la altura del Auditorio Nacional en dirección al Periférico. Los maestros buscaban saltar el bloqueo policial para caminar al Periférico y bloquear la circulación de la principal arteria vial capitalina.

“¡Háganse para atrás!”, gritó un granadero, mientras los docentes, entre empujones, gritaron “¡Vamos a avanzar!”.

Algunos maestros arrebataron los escudos a los policías durante los enfrentamientos.

Con agua y gas los granaderos lograron repeler a los maestros y fortalecer el cerco policial frente al Auditorio Nacional para que los maestros no pasaran hacia Periférico.

El secretario de Gobierno del Distrito Federal, Héctor Serrano, advirtió que por instrucciones del jefe de Gobierno capitalino, Miguel Ángel Mancera, se privilegiará el diálogo con los manifestantes de la CNTE, “pero no se permitirá que maestros bloqueen Periférico”, y dio a conocer que ya hay 15 policías lesionados.

Luego de ser recibidos una primera vez y de que se registrara un enfrentamiento entre policías y maestros en la calzada Chivatito, una comisión de 27 integrantes de la CNTE ingresó nuevamente a la Residencia Oficial de Los Pinos.

Ahí, la dirigencia magisterial de la CNTE sostuvo un encuentro con el subsecretario de Gobernación, Luis Miranda, donde hasta el cierre de la edición no habían llegado a un acuerdo concreto en torno a las leyes que completan la reforma educativa.

Sin embargo, el líder de la sección 22, Rubén Núñez, informó que programaron para hoy jueves, a las once de la mañana, una reunión con autoridades federales, incluyendo al secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong.

Los dirigentes también apuntaron que aún no se pone sobre la mesa si los maestros liberarán el Zócalo capitalino para las fiestas patrias.

A su vez el gobernador de Oaxaca, Gabino Cué, pidió a los maestros que mantienen el plantón en el Zócalo de la Ciudad de México a reflexionar que el 15 de septiembre es una fiesta nacional y nadie puede arrogarse la posibilidad de entorpecerla e instó a desalojar el Zócalo.

Los maestros mantenían ayer cerrada la avenida Reforma, frente al Auditorio Nacional pero hasta el cierre de esta edición los manifestantes regresaban poco a poco rumbo al Zócalo capitalino.  (Agencias)