¡GRACIAS PADRE!

Rumores 31/12/2012
diciembre 31, 2012
Algo sobre el 21/12/2012
diciembre 31, 2012

Dentro de unas horas estaremos estrenando un nuevo año, a partir de hoy comenzamos a reflexionar en lo que hicimos bien y mal, lo que nos faltó por hacer y desde luego en los futuros proyectos y planes a realizar, por ello, comparto con ustedes las reflexiones extraídas de la agenda 2012 del filósofo de Güemez. Así que disfrutemos… 
“Que el 2013 te reencuentre con una vida nueva, renovado de esperanzas cumplidas y sueños realizados.
Recuerda que en esta vida, nadie, absolutamente nadie está vivo para fracasar; lo que tú obtienes del universo, proviene de tus aptitudes, pero aún mas de tus actitudes y pensamientos, entre más positivos sean estos, tu vida será más plena.
Recuerda que los resultados que llegan a tu vida nacen de tu actitud mental; hoy pregúntate: ¿Que quiero para mí este 2013? Y ten la humildad y la sabiduría de regalarte un espacio de silencio para escuchar la voz de tu corazón. “la respuesta no vendrá en palabras, sino en sensaciones, emociones y mensajes que debes aprender a interpretar”… El universo siempre juega a tu favor.
Inicia el 2013 conectándote con la vida a través del amor, el perdón y la oración.
Dale tiempo a las cosas de tu vida, sobre todo… para ser feliz
Se tú mismo, no cometas el error de compararte con nadie… respeta tu unicidad.
Disfruta lo que haces, excelentemente y a la primera.
No vivas en la crítica, ésta desactiva los poderes que la vida te otorga… se propositivo.
Que los problemas no te agobien, “no le digas a Dios que tienes problemas… dile a tus problemas que tienes un Dios que te bendice y protege.”
Cada mañana decrétate: renuncio a las privaciones y a la enfermedad… a partir de hoy vivo en la abundancia, y date el regalo y el tiempo para mejorar tu sentido del humor.
Se agradecido con el señor; da las gracias por los dones y milagros que tienes… Y los que vendrán. Ser agradecido es un principio metafísico que te conduce a la abundancia.
Lleno de humildad, al finalizar el año, da GRACIAS por un año más, porque Dios puso su hombro para consolar tus penas, dile: GRACIAS por darme hambre ti, porque en mis momentos de duda me has dado la fuerza de la fe y en los momentos de llanto, el consuelo.
GRACIAS porque me enseñaste a dejar a un lado los miedos que frenan mi vida y los sentimientos de derrota que menoscaban mis dones.
GRACIAS por llenar mi corazón de optimismo, de entusiasmo y de ti
GRACIAS por enseñarme a amar y mimar a los eternos compañeros de mi vida: mi cuerpo y mi alma; por educarme que cada mañana es la más maravillosa oportunidad de no quejarme de mis males, sino una oportunidad de glorificarte por mis bienes, porque cuando me quejo rompo con la energía vital que el nuevo día me provee, y no nací para fracasar, sino para desplegar toda mi potencialidad de vida.
GRACIAS te doy señor porque al finalizar el año has conducido mi barca a puerto seguro trayéndome con salud y vida… por todas tus bendiciones: ¡GRACIAS PADRE!”

Mis más sinceros deseos de bienestar, salud y armonía, que prevalezcan durante todo el año en compañía de tus seres queridos.
Psic. Omar Gilberto Carlos Martínez